Cuando le decimos que NO le entran más ganas de hacerlo | Edúkame
Pregúntame

Cuando le decimos que NO le entran más ganas de hacerlo

1 Respuesta

Mi hijo de 17 meses, que es muy curioso e inquieto, suele abrir cajones, tocar enchufes y demás objetos peligrosos y le suele llamar la atención especialmente todo lo relacionado con los adultos. Supongo que hasta aquí todo bastante normal teniendo en cuenta que ya come y bebe solo y que, como he dicho antes, no para ni un segundo.

Lo que nos preocupa es que en ciertas ocasiones cuando observamos que está muy interesado en algo que no queremos que toque porque es peligroso o simplemente porque es de alguien ajeno a nosotros o por el motivo x que sea, en ese momento, además de no atender al NO, parece como si le motiváramos el doble por llamarle la atención hacia ese objeto y situación y entonces hace o toca lo que le hemos dicho que no sin parar. Por ejemplo cuando la comida quema y vemos que va a tocarla y le decimos espera que quema, mira sopla así ...imposible la toca inmediatamente. Es como si la comida caliente fuera el doble de atractiva que antes y claro ya no se puede resistir.

Hemos llegado a la conclusión que con él las cosas las debemos hacer de otra manera porque la estándar no nos surte efecto.

Nos gustaría saber si hay alguna otra manera alternativa o mágica para este tipo de conductas en los niños como el nuestro, que sea efectiva, sin castigos ni gritos. Alguna manera firme de hacerle entender que cuando la persona que esté a su cargo ponga un límite lo respete.

Gracias

1 Respuesta
Irene Seguranyes Ventura
Psicóloga infantil, especialista en e-learning (educación y TIC)

Hola,

Lo que planteas es muy común, así que puedes estar tranquila. Intenta ofrecer los límites utilizando frases positivas. Verás, cuando ponemos límites a los niños lo hacemos para guiarlos. Por eso, nos entenderán mucho mejor si les explicamos qué deben hacer en lugar de decirles que "no hagan tal cosa". Estarán más dispuestos a colaborar porque sabrán lo que se espera de ellos. Además, así no abusarás del "no", y cuando tengas que utilizarlo será más efectivo.

Por ejemplo:

  • En lugar de decir: "no toques el plato que está caliente" dile "espera un momento a que se enfríe" 
  • En lugar de decir: "no corras" dile "camina despacio"
  • En lugar de decir: "no cojas el jarrón de la tía" dile "se juega con los juguetes, toma éste (ofreciéndole un juguete)"

Inténtalo, verás como te funciona mucho mejor. Si te resulta difícil puedes hacer una pequeña lista con las frases que más utilizas con el "no" y escribir al lado una alternativa en positivo.

Si quieres saber más sobre cómo hablar a los niños para motivarlos a colaborar, te recomiendo que te apuntes a El reto de cómo hablarles. ¡Con pequeños cambios en nuestra forma de comunicarnos podemos lograr grandes cambios!

Me gusta 529 puntos
Irene Seguranyes Ventura

Si te ha gustado compártelo... Un pequeño gesto para ti, una gran ayuda a todos.

Si crees que puede interesar a otras mamás compártelo en tus grupos de Whastapp.

Otras preguntas que te pueden interesar

Hola. He leído lo del doble sentido , y me gustaría saber como puedo ayudar a mi sobrino a captarlo. Tiene diez añitos pero es que es demasiado inocente y despistado. No capta nada y cuando nos...leer más
Soy madre de una niña de 11 meses, si, una "novata" . Sé lo que no me ha gustado de mi educación y me gustaria no repetir ciertos patrones aprendidos. Actualmente hay un par de cosas que me...leer más
Tengo un niño de 3 años recién cumplidos. Cada vez le gusta menos el baño, y casi siempre va a regañadientes y no quiere jugar. Lo peor es que siempre dice cuando le decimos que hay que bañarse...leer más
Tengo un hijo de 17 meses, Nico, es un niño precioso, simpático, inteligente y muy perseverante. Empecé a sentirlo moverse en mi barriga a las 18 semanas de embarazo y ya nunca nunca nunca ha parado...leer más