5 consejos para tener más paciencia con los hijos | Edúkame

5 consejos para tener más paciencia con los hijos

Cómo incrementar tu paciencia día a día

0

Todos los padres desean ser más pacientes con los hijos y es que el ritmo frenético que llevamos habitualmente nos lleva al límite. Queremos, deseamos dar lo mejor de nosotros mismos; atender perfectamente todo lo que tenemos entre manos, que no es poco: el trabajo, la casa, nuestra relación de pareja, nuestra vida en familia, los estudios... Y nos sentimos cansados, irritados, frustrados y poco correspondidos cuando vemos que la situación no alcanza nuestras expectativas.

¿Qué podemos hacer para dejar de perder los nervios con esas personitas que tanto queremos, que son nuestros hijos?, ¿qué podemos hacer para alzar menos la voz? A continuación te recuerdo algunos consejos sencillos que podrás aplicar en tu día a día. ¡Allá vamos!

1. ¡Dile adiós a los pensamientos negativos!

Efectivamente, no es un proceso sencillo, requiere de tiempo y constancia. Decirle adiós a los pensamientos negativos supone focalizar en aquello que nos hace estar de buen humor, que nos alegra el día, que nos hace sentir felices... Y para lograrlo se necesita de tiempo y voluntad. En la guía educativa El método de la paciencia con hijos tienes detallados casos y ejemplos para conseguirlo, para focalizar tu atención en positivo con a los hijos.

2. Cultiva día a día tu paciencia.

Sí, aunque no lo creas, la paciencia es una habilidad y, como tal, crece o disminuye dependiendo de diversos factores; entre ellos, que la utilicemos. Por esto es importante que leas, te documentes al respecto, te propongas retos, traces estrategias para incrementarla... Y como te decía, en la guía El método de la paciencia, escrita por la pedagoga y terapeuta Cristina García, tienesd diversos consejos, ideas y trucos para lograr ser más paciente. Además, dispones de materiales, como El juego de la paciencia, para poner en práctica de forma divertida y distendida.

3. Sitúate a su nivel.

Los niños son niños, y debemos tener en cuenta que hacen cosas propias de su edad. No se les cae el vaso de leche al suelo por fastidiarnos. No hacen ruido para generarnos conflicto. Son impulsivos, activos, exploradores, dinámicos, ágiles... ¡Y así debe ser! El descubrimiento es necesario en la infancia para que el aprendizaje sea posible.

4. Baja tu nivel de exigencias

¡Tanto contigo mismo como con las circumstancias! Si no es posible tener la casa perfecta, no te obsesiones. Es lógico que al tener niños en casa nuestras prioridades han de cambiar. Debemos atender sus necesidades, pero también las nuestras. Así que, haz un listado de tus prioridades y cumple con lo estríctamente necesario hasta que dispongas de tiempo material y fuerzas para afrontar otras tareas. Si ves que estás a punto de perder la paciencia, aléjate de la situación estresante durante algunos minutos. Puedes utilizar los avisos de descarga emocional para alertar a tus familiares y amigos de forma simpática.

5. Dedícate tiempo

Para ser paciente es necesario que te sientas bien contigo mismo y que, por supuesto, dispongas de momentos para ti. Recargar las pilas de tanto en tanto es fundamental. Así que... ¿qué tal un baño relajante hoy?, ¿y si cenamos en un restaurante?

Puedes profundizar en el tema de la paciencia leyendo y practicando con El método de la paciencia con hijos ¿Qué hacer si se pierde con agresividad? Entre ellos encontrarás una completa guía para padres y madres que trata el tema desde la vertiente emocional: ¿Cómo puedo obtener paciencia? Y también diferentes juegos y actividades que te permitirán practicar esta habilidad divirtiéndote y disfrutando tu familia.

Si te ha gustado compártelo... Un pequeño gesto para ti, una gran ayuda a todos.

Si crees que puede interesar a otras mamás compartelo en tus grupos de Whastapp.

Escrito por:

Rocío López Valdepeñas
Rocío López Valdepeñas

Maestra de Educación Primaria, especialista en Tecnologias de la Información y la Comunicación.

Web: Edúkame Perfil G+: ver

Otros artículos que te pueden interesar

Todos, tanto los papás como los hijos, nos enfadamos en algunas ocasiones y con diferentes intensidades. Es algo natural y por eso es importante ser capaces de reírnos de nosotros mismos en estas...leer más
Este texto ha sido escrito por Nora Rodríguez - Escritora y pedagoga; autora de 13 publicaciones, entre ellas: Buenas noches, mi amor”, “¡Quien manda aquí?” o“Madres y...leer más
¿Sabías que no existe ningún niño malo sobre la faz de la Tierra? Ningún bebé nace siendo "malo" y ningún niño o niña de 1 año, de 3 años, de 5 años, etc. es malo ni mala. Sin embargo, muchos padres...leer más
Los peques tienen una noción del tiempo muy difusa. No saben cuánto tiempo es media hora, no entienden qué significa “luego” o “más tarde”, no saben si “el mes que viene...leer más