MRegala la suscripción

¿Deseas regalar?

Pulsa aquí

Un centro de flores para dibujar y pintar

Una manualidad que enseña a los niños a observar la realidad

Siguiendo con el tema de la primavera, hoy te propongo una actividad plástica: dibujar y colorear un centro floral. Prepara los materiales antes de empezar:

  • Algún material que motive al peque para dibujar como rotuladores, acuarela, tempera o colores.
  • Una cartulina grande o mediana.
  • Un jarrón y si no tienes, corta por la mitad una botella de plástico de 1'5l.
  • Unas flores y ramas con hojas verdes.

La elaboración del dibujo

Monta entre el peque y tú un ramo con las flores y las ramas con hojas que podéis recoger por el campo o la montaña. Metedlas en el jarrón o en una botella de agua partida por la mitad.

A continuación, le presentas los materiales que utilizará para dibujar las flores: acuarela, ceras, rotuladores, témpera o lápices de colores. Aconsejo que sean uno o dos materiales porque si le dejas todo puede distraerse.

Dibujado  por Óscar de 4 años

Coloca el centro de flores en la mesa, delante del niño y los materiales a su alcance para que pueda elegir los colores que quiera. Antes de dibujar, ayúdale a observar el centro de flores mediante preguntas:

  • ¿de qué color son las flores?
  • ¿qué forma tienen las ramas?
  • ¿qué forma tienen las hojas, las flores?
  • ¿de qué tamaño son?, etc.

Enseñar a observar la realidad

Seguidamente, el niño irá elaborando su dibujo del centro de flores que tiene presente. Mediante el dibujo, los niños aprenden a observar la realidad y ponerla en un plano y poco a poco van introduciendo las relaciones espaciales, las secuencias temporales, la perspectiva, etc. Es interesante enseñar a observar la realidad para poder representarla lo más fielmente posible. Es un párrafo que he extraído del libro "Aprender y enseñar en educación infantil" de la Editorial Graó (E. Basedas, T. Huguet, I. Solé).

Una vez acabado, se deja secar si es necesario y es una oportunidad para entablar una conversación sobre su dibujo. Es decir, preguntarle qué colores ha utilizado, cómo ha hecho esas formas, qué flores le gusta o no, etc. Además, si este dibujo se ha realizado con más niños en la mesa se pueden ver las diferentes perspectivas de dibujo según en la posición que se han sentado.

Y para disfrutar aún más, colocaros en un espacio exterior (patio, terraza o balcón) aprovechando la luz del Sol. ¡Un placer para los sentidos!

Si te ha gustado y quieres estar informada de más artículos como este apuntáte a nuestro boletín, tardarás menos de un minuto.

Me gusta este artículo
Me gusta Edúkame
La Revista Digital Edúkame de este mes está centrada en el valor afectivo de las Navidades, en las emociones que surgen en el niño y sus familiares durante esta...
Un nuevo enfoque emocional de la Festividad
Noelia Murillo
Noelia Murillo

Educadora Infantil, Maestra Educación especial y Terapeuta Gestalt

No hay comentarios para Un centro de flores para dibujar y pintar

Relacionados

Atención al cliente: 93 551 14 14
ver cesta
Total: 0 €